El desarme de la policía de Tlaquepaque, un montaje político del gobierno de Jalisco

Fuente: La Jornada




Alcaldes denuncian que se les notificó horas después que a los medios de comunicación

Juan Carlos G. Partida
Corresponsal
Periódico La Jornada
Martes 13 de marzo de 2018, p. 29

Guadalajara, Jal.

Alcaldes del partido Movimiento Ciudadano (MC), quienes gobiernan Guadalajara y la mayoría de los ocho municipios conurbados, exigieron al gobernador priísta Aristóteles Sandoval que deje de realizar montajes políticos usando de pretexto la seguridad pública, como, afirman, ocurrió el domingo, cuando la fiscalía estatal intervino y desarmó a los 734 policías municipales de Tlaquepaque por presuntos nexos con el crimen organizado.

 

Lo que vimos, más que una operación de seguridad fue un montaje político. No podemos permitir que suceda de nuevo. A los medios se les anunció temprano, pero a las autoridades municipales no se les contactó hasta muy avanzada la tarde, reprochó Enrique Ibarra, munícipe interino de la capital del estado.

Los ediles, mandos del Ejército Mexicano, de corporaciones policiacas y Sandoval estuvieron ayer en el palacio de gobierno del estado, en una reunión de coordinación de seguridad pública, cuyo tema principal fue la intervención de la fiscalía en Tlaquepaque, donde ahora patrullan policías estatales.

“Nos dijeron que la operación era coordinada por el Ejército, cuando en realidad fue una iniciativa estrictamente estatal, como se puede confirmar en el acuerdo publicado el día de ayer en el Periódico Oficial de Jalisco. Dar información imprecisa para confundir ensucia todos los esfuerzos hechos durante meses”, se quejó Ibarra.

La alcaldesa de Tlaquepaque, María Elena Limón, dijo que el mandatario jalisciense debe presentar cuanto antes resultados de las investigaciones a los policías municipales.

No obstante, al final de la reunión mencionó que se llegó a tres acuerdos, entre ellos permitir la reevaluaciónde la policía municipal durante 30 días en la Academia Estatal de la fiscalía.

Para el coordinador de la bancada de MC en el Congreso local, Salvador Caro, el gobernador Aristóteles Sandoval violó el debido proceso al declarar que la intervención estatal fue por sospechas, pues no se puede actuar sólo por ese motivo.

En tanto, el mandatario priísta afirmó que la actuación de la fiscalía se apegó a la Ley de Seguridad Pública y a la Constitución de la entidad. Pidió a los ciudadanos confiar en que Federación, estado y municipios “estamos unidos y trabajando los tres ámbitos coordinadamente.

No me interesa lo electoral ni lo político, sólo la confianza y seguridad a los ciudadanos. No caeremos en confrontaciones ni contradicciones. Hay diferencias, pero todos deben colaborar, subrayó.

Niega demora en investigación sobre italianos desaparecidos

Sandoval negó las acusaciones de familiares de los tres ciudadanos italianos presuntamente secuestrados por policías de Tecalitlán el 31 de enero y entregados a delincuentes. Los europeos aseguran que la investigación comenzó 20 días después de que presentaron la denuncia.

Desde el momento en que tuvimos conocimiento se dio seguimiento a la investigación; obra en actas, hay información muy clara. Fue una denuncia (de un familiar), después lo llamamos y no ha regresado, seguimos abiertos, puntualizó en entrevista radiofónica.